domingo, 13 de mayo de 2012

Call me maybe.

Fue un final un poco extraño. ¿No crees? Tanto como el principio. Ya sabes, todo empieza y termina de la misma forma por muchas vueltas que le des, y por mucho que busques la razón de todo no encontrarás absolutamente nada. Pero me lo esperaba. Tú por tu camino y yo por el mío, yo sigo mi vida y tú sigues la tuya. Pero nunca está de más recordar un poco, ¿los buenos momentos se quedan siempre, no? O eso dicen... y tú fuiste un buen recuerdo. De los mejores. Sólo de pensar en que todo comenzó cuando empecé a echarte de menos...

1 comentario:

  1. me encantan tus entradas :)¡ si quieres pásate por mi blog
    besos

    ResponderEliminar