viernes, 16 de marzo de 2012

Goodbye.

Siempre a la defensiva, buscando el momento perfecto para atacarte. Cuando bajes la guardia o cuando te veas con pocos ánimos para seguir, quién sabe. Sólo sé que he llegado al punto máximo en el que la realidad se me echa encima con todas mis debilidades por detrás; y yo sin poder defenderme. Esta vez es diferente. Sé que mañana podré decir algo como "qué tontería haberme preocupado por eso", pero hoy trago las consecuencias de valer lo que no valen los que suelen doler por gusto. Ellos, el enemigo, un aliado perfecto, si quieres llegar a la autodestrucción. Y qué si no tengo las suficientes fuerzas para enfrentarlos, y qué si me puede la envidia si consiguen todo lo que yo no puedo. ¿Acaso tengo yo que rendirme por eso? Si piensan eso se equivocan. Porque yo tengo eso que ellos nunca tendrán: el ser único. Y si ellos eligen el ataque, yo tengo la defensa perfecta. 



3 comentarios:

  1. SONRÍE PORFAVOR! D: si no sonríes tu yo tampoco. Que te paso?:( me lo dirías por DM de twitter? Fdo: @CarolHRich
    No te preocupes :)

    ResponderEliminar
  2. Tranquilo Pablo, todo mejorará, ya lo verás... Somos muchos más de lo que se cree en la misma situación que tú... yo mismo llevo ya bastante tiempo deprimido e yendo al psicólogo, si necesitas o quieres hablar: @Magicoriol =)

    ResponderEliminar
  3. Me he propuesto comentarte siempre que pueda y decirte lo que me parecen tus entradas, así te sentirás tan querido como por twitter.
    ''Sólo sé que he llegado al punto máximo en el que la realidad se me echa encima con todas mis debilidades por detrás; y yo sin poder defenderme''
    Con esa frase, creo que no me equivoco si digo que nos has englobado a todos los humanos.
    Solo te diré algo: No hace falta ser un muro de hormigón para ser fuerte como persona ni una pelusa de algodón para ser débil e indefensa. Todos tenemos debilidades, a todos se nos echa el mundo encima alguna vez, pero no por ello vamos a decaer cada vez que nuestro cerebro nos haga deprimirnos o los latidos dismunuyan.
    Todos debemos ser fuertes. Por nuestra familia, por nuestros amigos, por esa persona especial por la que escribes todos tus preciosos tweets... Por nosotros mismos.
    Tenemos que demostrar que podemos vencer al mundo, que podemos seguir adelante a pesar de las tormentas.
    Bueno, creo que ya no tengo nada más que decirte. Espero que leas este comentario y que yo no lo esté escribiendo para nada, si no, pues no pasa nada, tendrás tus razones.
    Pero mentaliza lo que te digo, intenta hacer frente al mundo, porque cualquiera con dificultades de autoestima o demás, incluso tú, puede seguir adelante.
    No te diré mi twitter, puesto que sé que solo das follow a los buenos twitteros, y yo no soy una de ellos.
    Si por casualidad quisieras seguirme, cosa que dudo demasiado, busca a quien te puso en letra gigante lo del 'PUTO GORRO FUCKIN' PERFECT DE ELMO' o algo así, y ya sabrás quien soy.
    En fin, espero que esto te sirva de algo.
    Porque vales mucho Pablo, aún sin conocerte creo que todos lo pensamos, y sería una pena que alguien como tú se desmotivara por un par de problemillas que, por mucha importancia que puedas darle, nunca tendrán la suficiente.

    ResponderEliminar