viernes, 24 de febrero de 2012

Pidiendo más y más.

En definitiva odio todo esto. Sí, odio esta situación y esa puta manía tuya de sacarme de quicio con tanta facilidad, que se te da mejor volverme loco que hacerme feliz, y mira que es difícil superarlo. ¿Y sabes qué me molesta también? Esa sonrisa tuya, que hace que escueza todavía más el no tenerte conmigo en este mismo momento. ¿Sabes lo que daría porque hubieses sabido valorarme aunque solo fuese por un momento? Fuiste lo mejor de mi historia y nunca encontraré la manera de recompensártelo si no es queriéndote y qué te piensas, todavía no he terminado del todo. ¿Qué es lo que me falta entonces? Si no lo sabes todavía tienes un problema, y yo otro, que con que tú sepas valorarme lo demás me da totalmente igual, ¿y sabes qué también? Que puede que hoy te recuerde, que mañana te quiera y pasado lo haga todavía más, pero nada dura para siempre. Sé que no será pasajero, pero aprovéchame rápido porque mi cabeza es muy puta y hoy te quiero a muerte y mañana puedo odiarte más que a nadie. Que también puede que lo haga, pero se me da muy mal disimularlo.

4 comentarios:

  1. Sin palabras. Precioso como siempre, a cualquiera le gustaría que le dijeran lo que escribes. Un besazo!

    ResponderEliminar
  2. No tengo palabras para describirlo, tú ya lo has dicho todo. Aún así, es precioso :)

    ResponderEliminar