lunes, 20 de febrero de 2012

Come and save me.



Quererte no es solo un juego, y todas estas heridas y cicatrices lo demuestran. Pero todo algún día termina, y sabes como ninguna otra persona de este mundo que yo nunca me canso rápido de las cosas, pero tú eres la puta excepción. Si quieres que te quiera ahora es que te has dado cuenta demasiado tarde, y no quieras obligarme porque no es así. Que todo terminó cuando te quisiste dar cuenta, de que quizá yo fui lo que desde un principio pudo hacerte feliz, pero preferiste ir por el camino fácil, rendirte antes que luchar y como comprenderás yo no soy segundo plato de nadie y terceras personas que observen tu vida en un segundo plano de la suya, quizá en primera persona. Pero llega ese instante en el que te das cuenta, de que mi vida, yo quizá haya nacido para quererte, pero tú quieres lo fácil y yo siempre he sido más de retos.

4 comentarios: